Congelación generalizada de tasas e impuestos municipales para el año 2022

José Lozano, en el salón plenario del Ayuntamiento almodovareño.
  • El Ayuntamiento estimula la energía fotovoltaica doméstica bonificando el IBI
  • Lozano recalca el afán del equipo de Gobierno en reducir la presión fiscal local

En un contexto de repunte de inflación de hasta un 6,7% para 2022 según previsiones de diferentes organismos, el Ayuntamiento de Almodóvar del Campo contribuirá a paliar sus efectos a las economías domésticas con la congelación generalizada de tasas municipales.

Este jueves el Boletín Oficial de la Provincia publica el acuerdo plenario de ordenanzas fiscales que van a regir durante el nuevo año, de manera que una generalidad de tasas y de impuestos que suponen mayor recaudación vuelven a quedar invariables.

“Llevamos ya tras ocho años consecutivos que, entre rebajas de tipos impositivos y, o, congelaciones de los mismos estos ejercicios más cercanos en nuestro afán por hacer del nuestro uno de los municipios con menor presión fiscal”, explica el alcalde.

José Lozano recalca como “cuando llegamos a la Alcaldía vimos necesario zanjar la deuda y los gastos superfluos que arrastraba nuestro Ayuntamiento y que suponía una gran carga impositiva para nuestra ciudadanía y en esa filosofía nos mantenemos un año más”.

Además, en la sensibilidad del equipo de Gobierno por fomentar energías limpias para el medio ambiente, entrará en vigor una importante bonificación, de hasta un 30%, en el IBI urbano durante cuatro años para propiedades que instalen paneles solares fotovoltaicos.

“También creemos imprescindible fomentar estas alternativas por cuanto el precio de la electricidad sabemos cómo se sigue disparando, sin tener un horizonte claro de tarifas y nuestro municipio está generosamente regado por la luz solar”, abunda el regidor.

Así, el 30% será para inmuebles urbanos con bases liquidables de hasta 75.000 euros y se aplicará el 25% en aquellos otros cuyas bases sean de hasta 150.000 euros, siendo del 0,95% para los de naturaleza rústica y del 1% para los de características especiales.

Al margen de ello, el tipo impositivo del Impuesto de Bienes Inmuebles (IBI) va a quedar en 2022 de nuevo en un 0,61% con carácter general, manteniéndose el ‘IBI social’ de bonificación del 100% de la cuota íntegra del impuesto para la residencia habitual.

En este último caso la condición de aplicación será que los ingresos de todos los miembros de la unidad familiar no superen el Salario Mínimo Interprofesional (SMI) y que el valor catastral de la vivienda no supere los 40.000 euros.

El ICIO, Impuesto de Construcciones, Instalaciones y Obras vuelva a quedarse en el 2,5% vigente, con bonificaciones de hasta el 95% para viviendas de protección oficial y para obras de acceso y habitabilidad para personas con discapacidad de al menos el 33%.

También se contempla otra línea de bonificación del 50% para construcción de primera vivienda, siendo preciso solicitarla en el momento de la concesión de la licencia y una tercera línea de bonificaciones destinadas a fomentar el empleo.

Será ésta de hasta el 95% para actuaciones ICIO que generen puestos de trabajo de carácter indefinido, en una escala que va del 15% si alcanza hasta tres empleos y del 85% si son más de 25 puestos de trabajo y, en el caso de que los trabajadores contratados estén empadronados en el municipio, cada bonificación sumará otro 1%.

También bonificaciones también para tasas de agua y basura

En cuanto a la tasa de agua y alcantarillado, sí va a ser la única que suba en 2022 para establecerse en 7,75 euros de cuota trimestral en Almodóvar del Campo y la bajada en el consumo de más de 60 metros cúbicos a 1,2321.

Familias numerosas, pensionistas y personas con discapacidad tendrán en este caso una reducción del 100% de la cuota de servicio si no se supera el SMI y para familias cuyos miembros estén todos en paro y no reciban prestación económica alguna.

Para las pedanías la cuota trimestral es más beneficiosa, puesto que se ha establecido en 5 euros, siendo la misma la cuota por alcantarillado en núcleo principal y núcleos anejos, tanto industriales como domésticos, estableciéndose en 3,60 euros.

Para Tirteafuera, La Viñuela, Valdeazogues y Fontanosas, pedanías que disponen de depuradora de aguas residuales, se congela además la tasa por depuración, quedando la cuota trimestral por abonado de 3,12 euros y la variable en 0,2028 euros el metro cúbico.

Respecto a la tasa de basura, también se congela, siendo de 52 euros por cada vivienda como residencia habitual y quedándose en 30 euros para viviendas que no sean residencia habitual o locales cerrados no usados habitualmente.

Para viviendas fuera del casco urbano la cuantía es de 105 euros y en cuanto a establecimientos específicos varía en función del sector y actividad económico, siendo el más bajo el de 80 euros para locales de agrupaciones.

También hay bonificaciones, en este caso del 50%, bajo los mismos requisitos y con los mismos beneficiarios que para la tasa de agua.

Y referir por último el mantenimiento de tarifas del impuesto de vehículos de tracción mecánica y de acceso y uso de piscinas e instalaciones deportivas, en tanto que la matrícula del Gimnasio será de 30 euros, con distintos descuentos a familiares directos, siendo totalmente gratuita para el cuarto inscrito del mismo clan.

Asimismo, en el caso de la Guardería ‘Gloria Fuertes’, habrá una bonificación del 40% sobre el precio inicial para familias numerosas de categoría general y del 60%, también sobre el precio inicial para familias numerosas de categoría especial en la cuota mensual.

“Creo que este equipo de Gobierno hace un enorme esfuerzo de gestión porque estas ordenanzas suponen una merma de ingresos reales que, en cambio, hemos de equilibrar con el incremento en gastos que nos acarreará el IPC para el año entrante”, concluye Lozano, lamentando que el grupo municipal del PSOE votara en contra de la propuesta.