La Asamblea Local de Cruz Roja en Almodóvar del Campo homenajea a su voluntariado más veterano

El alcalde José Lozano, los voluntarios Carlos Ceciliano y José Enrique Pérez-Serrano, el presidente local Paco Real y las concejalas Mari Carmen Santos y Virginia López.

En un sencillo y restringido acto, con la presencia del alcalde, para reconocer la trayectoria de José Enrique Pérez-Serrano, Julia Moreno García y Carlos Ceciliano Francisco.

La organización ha realizado también un vídeo en el que se repasa toda la labor que hacen los voluntarios y voluntarias en el municipio y la comarca a lo largo de todo un año.

La Asamblea Local de Cruz Roja Española de Almodóvar del Campo, en un sencillo y restringido acto celebrado bajo todas las medidas sanitarias vigentes, entregaba recientemente los reconocimientos que, con motivo del Día Internacional del Voluntariado se han otorgado a José Enrique Pérez-Serrano Luján, Julia Moreno García y Carlos Ceciliano Francisco.

Fue tras haber intervenido de inicio el presidente Paco Real y el alcalde, José Lozano, invitado al acto en agradecimiento a la colaboración continua que ofrece el Ayuntamiento y después de un emotivo vídeo donde, en diez minutos, la organización repasa la trayectoria, servicios y personas que dan vida al voluntariado a nivel local y comarcal.

El desarrollo del momento hubo de ser distinto a como Cruz Roja lo viene realizando habitualmente pues, como señaló Real, “este año, con motivo de la pandemia, en el último Comité Provincial que celebramos acordamos que pese a ello no se dejara de homenajear a nuestros voluntarios y voluntarias”.

Y así, en vez del tradicional evento provincial, cada Asamblea Local en la provincia de Ciudad Real ha desarrollado su propio acto para luego, con el material fotográfico que deja constancia, elaborar a posteriori un reportaje conjunto de las catorce organizaciones locales. “Hacerlo de esta manera, reconocer la labor de nuestro voluntariado es lo menos que podíamos hacer”.

Paco Real, presidente Asamblea Local de Cruz Roja Española.

El presidente de la organización en Almodóvar del Campo se refería así a ese conjunto de personas que son “el ‘alma máter’ de la Cruz Roja; si no hubiese voluntarios y voluntarias, posiblemente Cruz Roja no existiría, ni tan siquiera se hubiera fundado”, por lo que ponía en valor y agradecía el papel de quienes este año recibían el renacimiento en la propia localidad.

José Enrique, Julia y Carlos son solamente tres del cuerpo de algo más 80 voluntarios y voluntarias con que cuenta la Asamblea Local de Almodóvar del Campo y, por su contribución solidaria durante más de 20 años, han sido elegidos conforme al criterio de antigüedad por el que todo este cuerpo recibirá su particular homenaje con el transcurrir del tiempo.

Testimonios en primera persona

Pérez-Serrano Luján contaba que se vinculó a Cruz Roja “cuando ninguno de los que estamos aquí pertenecíamos a la organización” y lo hizo en la época en que la organización empezó a hacer campamentos en el Valle de los Perales, en Viso del Marqués. “Ha llovido mucho desde aquello, que tendría yo diez u once años”, rememoraba.

‘Quique’, como así le conocen y tratan tantos paisanos y paisanas, también participaba con Cruz Roja Juventud cuando todavía no existía la sede de la calle Luisa Boada y más tarde haría la prestación social sustitutoria, en época del servicio militar obligatorio, en la organización, “que también fui de los primeros objetores en hacerla aquí”.

José Enrique Pérez-Serrano, voluntario reconocido.

En aquella época también contribuyó a la captación de fondos para colaborar a la financiación de las obras de los locales de la Asamblea Local, al tiempo que la llegada de los primeros teléfonos de teleasistencia le permitió visitar a las personas mayores. “Eso, a mí al menos, me llenaba un poco, porque llegabas y estabas con ellas la tarde, probando el teléfono y se estableció así una rutina de acompañamiento”, revive en sus palabras.

Con todo, a día de hoy “se nos puede ver en los encierros de Almodóvar, en una carrera popular, en mil y una cosas, llevando camas a las personas que les hace falta, distribuyendo los alimentos y para cualquier cosa que nos necesiten, siempre que podemos porque depende de la disponibilidad que, en mi caso, tenga por el trabajo y por la familia”.

José Enrique reconoce que “nos sentimos muy queridos y simplemente con un ‘gracias’, con una sonrisa que te ofrecen, te sientes querido y te sientes gratificado con eso, no necesitas más”, algo que renueva su convicción diaria para con Cruz Roja en Almodóvar del Campo de que “si tenemos ese hueco para poder hacer algo, aquí estamos”.

Por su parte, la vinculación de Ceciliano Francisco tuvo un primer inicio con Cruz Roja cuando existía organización en la localidad de la que procede, Almadén, desde la cual se desplaza desde hace tantísimos años ya a Almodóvar del Campo en su compromiso por seguir atendiendo la vocación solidaria que también le caracteriza.

En su caso, su relación con la organización comenzó a “junto a compañeros y amigos que se van apuntando y entre unos y otros probamos”. Desde entonces, su implicación ha ido evolucionando “y hasta ahora muy bien”. Al ser preguntado por la edad que tendría por aquel entonces, dice que “23 o 24 años y ya llevaremos unos 20 años”.

Carlos Ceciliano, voluntario reconocido este año.

Orgulloso como su compañero de recibir el detalle de la Asamblea Local almodovareña, Carlos reafirma que “seguiremos haciendo el servicio de voluntariado como hasta ahora”, ya sea en labores de socorro, asistencia, carreras, encierros, teleasistencia… “y en muchos más servicios porque esto es muy amplio y ayudar tanto a la gente hace que te sientas a gusto”.

Un sentimiento que le reportan también sus compañeros y compañeras, además de la propia Asamblea Local que se portan bastante bien. Su satisfacción es tal que ya está involucrando a personas de su círculo de amistades y “cuando pase un poco el tema de la pandemia seguro que se apuntarán al curso de iniciación y escogerán luego lo que quieran hacer mejor aquí”.

Felicitación del alcalde

Por todo ello, el alcalde José Lozano calificaba de “gran acierto” mantener actos de homenaje al voluntariado, “aunque sea de esta manera más sencilla, pero con el noble objetivo de que estas personas reconocidas se sientan agradecidas y que, desde las diferentes instituciones, en este caso desde nuestro Ayuntamiento, reciban también muchísimas más gracias”.

José Lozano, alcalde de Almodóvar del Campo.

El regidor reconocía del voluntariado de Cruz Roja Española que “es muchísimo lo que hace por el pueblo de Almodóvar del Campo y por sus aldeas, por lo que es una satisfacción enorme la que tengo como alcalde y la que tiene toda la Corporación municipal por disponer de este número tan alto de voluntarios y voluntarias en nuestro municipio”.

A su juicio, la solidaridad que encarna esta institución y su voluntariado, desde hace ya 101 años, “repercute en las personas mayores, en la infancia, en la juventud de nuestro pueblo, así como en nuestras fiestas, tradiciones y costumbres… Es decir, es por mucho por lo que tenemos que dar las gracias y un acto como éste es merecido y además muy acertado”.