Curro Díaz y Diego Urdiales ofrecen una gran tarde con una seria corrida

Román paseó una oreja en un festejo en el que se lidiaron toros de Hnos Domínguez Camacho y Soto de la Fuente

crónica corrida Curro Díaz y RománCurro Dí­az, Diego Urdiales y Román – en sustitución del herido David de Miranda- hací­an esta tarde el paseí­llo en el coso de “Las Eras de Marta” en la localidad ciudadrealeña de Almodóvar del Campo. Se lidiaban toros de Hnos. Domí­nguez Camacho y Soto de la Fuente para la ocasión.

Dos orejas para Curro Dí­az en el primero de la tarde, de la ganadería de Domínguez Camacho, un toro muy serio y astifino, con clase y ritmo, pero que protestaba continuamente, cuajó una faena rotunda, donde destacó toreando por ambos pitones con naturalidad, gusto y plasticidad. aunque no mató a la primera, esto no fue impedimento para que paseara las dos primeras orejas de la tarde. Faenón de Curro Díaz al excelente y bravo cuarto de la tarde, tras cuajarlo de manera rotunda al natural, la plaza fue un clamor. Faena de embrujo y chispazo de arte, que deleitaron al respetable. Tarde completí­sima del Linarense, que incluso se le llegó a pedir el rabo. Finalmente Dos orejas al derroche de gusto, magia y torerí­a de un Curro Dí­az apoteósico en Almodóvar del Campo.

Diego Urdiales le corta la oreja al segundo de la tarde de Soto de la Fuente, un animal de buena condición y una presentación como para lidiarse en plaza de primera, pero con las fuerzas muy justas. Urdiales se dobló de manera muy torera con el de salida, rematando de una media de primor. Esfuerzo sincero de Urdiales que cuajó muletazos soberbios por uno y otro pitón. Pinchó antes de enterrar el acero al segundo intento y cortó un meritorio trofeo.

En plaza toros AlmodóvarRomán se juega la vida con el deslucido y complicado tercero de la tarde, un toro que continuamente se le metía por dentro, tragando Román lo indecible. Faena meritoria por la decisión, el arrojo y la entrega por  parte del toreo. Destacó el toreo largo y templado al natural. Mató de gran estocada y descabello y cortó otra oreja.

Faena memorable y colosal de Diego Urdiales que ante un toro complicado pero con buen fondo, se peleó con raza y gallardía en un faenón con mayúsculas, ante un “toro de Madrid”, al que pudo extraer muletazos enormes, especialmente al natural. El final del trasteo fue de órdago, a dos manos con pureza y una torería infinita. Previamente se dobló de manera torerísima con el burel en el saludo capotero y un quite por chicuelinas  templadísimas y muy, muy ajustadas. Mató de gran estocada y cortó dos orejas de mucho peso, con petición incluso de rabo al toro de Domínguez Camacho.

Importantísimo Román con el peor toro de la tarde, de embestida descompuesta, todo lo hizo el torero que se armó de valor y raza para conseguir momentos destacados por la zurda, y una firmeza de plantas apabullantes, era faena de dos orejas por la emoción que tuvo la misma, pero pinchó hasta en cuatro ocasiones y se esfumaron las orejas. Saludó una cálida ovación en los medios.

FICHA DEL FESTEJO

Plaza de toros de Almodóvar del Campo, Ciudad Real. Tercera de feria. Corrida de toros.

Seis toros de Hnos. Domínguez Camacho y Soto de la Fuente.

Curro Dí­az, dos orejas y dos orejas. 

Diego Urdiales, oreja y dos orejas. 

Román, oreja y ovación.