El Consistorio despliega sus medios para acometer el mantenimiento y mejoras en los colegios

El equipo de Gobierno sigue esperando a que la Consejería arregle la instalación eléctrica del ‘Virgen del Carmen’ y lamenta la actitud del PSOE local al no exigir las inversiones a su partido

Ayuntamiento de Almodóvar del CampoAlmodóvar del Campo, 7 de julio de 2017. El Ayuntamiento de Almodóvar del Campo está llevando a cabo las habituales tareas de mantenimiento en los colegios de la localidad, una vez que ha finalizado el curso escolar y los alumnos han dejado de acudir a los centros docentes.

El objetivo que persiguen las autoridades locales con estas obras es dejar los colegios en las mejores condiciones para el nuevo curso 2017-2018, conforme también a las directrices que periódicamente se asumen en el marco de las reuniones del Consejo Escolar Municipal.

Las principales actuaciones de mantenimiento que sufraga con fondos propios el Ayuntamiento y a las cuales destina también personal de la casa pasan, además de la poda de arbolado en algunos casos, por trabajos de pintura, la adecuación y arreglo de cuartos de baño o la limpieza en profundidad de aularios y mobiliarios.

En este caso último caso, merced al nuevo contrato suscrito por el Ayuntamiento este año con la UTE integrada por dos empresas de la firma CESPA, se destinan más horas para la limpieza en los centros docentes y solamente a ellos se destinan más del 40% de esta partida municipal.

Virginia López, concejala de Educación, señala que durante los periodos lectivos que transcurren sobre todo en meses fríos, las arcas municipales costean el combustible empleado en la calefacción así como las facturas eléctricas,  a lo largo de todo el año.

Del mismo modo y como ya ha indicado en otras ocasiones, “aunque no son competencias de administraciones locales como la nuestra, ante la continuada pasividad de la autoridad educativa autonómica que debiera asumir los gastos correspondientes, nuestro Ayuntamiento sigue atendiendo las peticiones de los colegios de titularidad pública para adecuarlos a las exigencias docentes y de habitabilidad actuales, con inversiones de mejora y nuevas dotaciones que sufragamos de las arcas municipales”.

Inversiones en colegios públicos costeadas por el Ayuntamiento

Aunque la inversión no es competencia municipal sino autonómica, ésta se ha realizado en cursos anteriores. Así, en el CEIP ‘Maestro Juan de Ávila’ “hemos contribuido a actualizar el núcleo de Infantil, tanto en sus dos aulas como en espacios comunes y somos conscientes de que todavía quedan cosas por hacer”, recuerda López, quien también quiere agradecer la implicación del propio centro conforme se lo permite su autonomía financiera y del AMPA.

En el CEIP ‘Virgen del Carmen’, el Ayuntamiento colocó una malla de cinco metros de alto circundando las pistas polideportivas para evitar la salida de balones del recinto escolar, satisfaciendo así una demanda fundamental de su comunidad educativa aunque no correspondía hacerlo, a las arcas municipales.

Además, “hemos cambiado, instalando unas nuevas y no reparándolas, todas las persianas del edificio antiguo y hemos acometido con un nuevo hormigonado el arreglo del suelo de la zona de paso que separa el edificio antiguo y el actual aulario de Infantil”, apunta la concejala.

Para llevar a cabo todas estas actuaciones  se mantiene un profundo contacto entre el Ayuntamiento y la dirección del colegio, como así se ha demostrado en la reunión mantenida entre el director del colegio “Virgen del Carmen” con los concejales Manuel Soria y Fernando Torres.

Fruto de este tipo de encuentros, señala Manuel Soria, responsable municipal de Obras, se  acordó  analizar  las “muchas carencias y deficiencias” que, tiene la instalación eléctrica del colegio más antiguo, que data de los años 80.

En este caso, el Ayuntamiento costeaba conforme a las instrucciones de la propia Consejería de Educación, la inspección técnica OCA de dicha instalación que realizaba hace medio año una empresa homologada por Industria y “arrojó deficiencias, en algunos casos graves, que tienen un periodo de subsanación de seis meses”.

Merced a este informe, la Junta de Comunidades debiera haber resuelto ya esas deficiencias a través de sus servicios periféricos de Educación en la provincia, toda vez que el edificio es de su competencia y “aún no se han tomado cartas en el asunto ni se ha subsanado nada”, lamenta Manuel Soria.

El PSOE local desvía la atención

Es por ello que, ante esta desidia oficial, el también portavoz del grupo municipal popular insta a los miembros del grupo socialista a “que exijan a la Consejería, dado que son de su mismo partido, a que resuelvan este tema que tanto preocupa en el Colegio ‘Virgen del Carmen’ porque es edificio de competencia autonómica y esta importante reparación ha de acometerse con fondos de la Junta”.

Soria también recuerda a los miembros del principal grupo de la oposición, que días atrás aprovechaban las redes sociales para difamar acerca de la presunta dejadez del Ayuntamiento por los colegios, que “en Almodóvar del Campo hay varios centros educativos, por los que tendrían que preocuparse, al igual que hacemos nosotros y no solamente por uno. Ellos que tienen a la Junta de su mano, lo que deberían hacer es animar a mejorar los edificios de todos”.

Virginia López, a este respecto, dice no entender “la obcecación que particularmente tienen desde el grupo socialista contra nosotros en torno al Colegio ‘Virgen del Carmen’, porque vistas las actuaciones hechas y previstas en este centro, nada más lejos de la realidad que haya que normalizar unas relaciones si cada vez que se necesita algo su director se pone en contacto con nosotros para hacérnoslo saber”.

A lo largo del curso, el Ayuntamiento que dirige José Lozano como alcalde, ha puesto a disposición de los colegios los diferentes espacios públicos que han requerido, ya sea el Teatro, el Cine de los Curas, el Pabellón de Deportes o zonas del entorno. Además, ha promovido diferentes encuentros de índole deportivo o cultural y son los escolares el principal eje que cada año articula, por ejemplo, las Jornadas Cervantinas.