El lunes abre curso la Escuela Infantil ‘Gloria Fuertes’ con la contrastada experiencia de Rosa María Calahorra

imageEste lunes 3 de septiembre, primer día del nuevo periodo lectivo, abre de nuevo la Escuela Infantil ‘Gloria Fuertes’ que, dependiente del Ayuntamiento de Almodóvar del Campo, inicia en su segundo año de andadura una nueva etapa de la mano de Rosa María Calahorra Vera, que cuenta con más de un cuarto de siglo en sector y gestiona otras guarderías en Ciudad Real capital, Miguelturra o Alcolea de Calatrava.

La nueva adjudicación, motivada por el incumplimiento producido por la firma que resultó vencedora el pasado año sin que el servicio el pasado curso se ajustase a lo ofertado, ha posibilitado una renovación integral de las instalaciones y equipamiento. Así lo están comprobando esta semana las familias convocadas a una reunión de presentación y el resto de vecinos y curiosos que han podido recorrer las dependencias en sendas jornadas de puertas abiertas.

“Este año todo está siendo un lujo porque Rosa lo ha hecho todo muy fácil”, reconoce Marta Blanco. La responsable municipal de Educación explica que si bien la firma del nuevo contrato se produjo el pasado 16 de agosto, apenas dos semanas después “esto ha dado un cambio radical y su trayectoria es toda una garantía para Almodóvar del Campo”.

“Ésta es la escuela que queríamos tener y con la que particularmente yo soñaba”, refiere Blanco, quien valora los trabajos realizados con la nueva pintura en vistosos tonos pastel aplicada tanto en aulas como en zonas comunes para Almodóvar o la colocación de material y mobiliario homologado y adaptado.

imageLa nueva concesionaria, que además cuenta con la certificación de calidad ISO 9001, aspira a superar el medio centenar de pequeños de 0 a 3 años a los que se da cobertura; en el primer día de actividad se contará con unas cuarenta plazas ya cubiertas. En este sentido, Marta Blanco refiere que, aunque de titularidad municipal de Almodóvar, el servicio está abierto a la comarca y, de hecho, “ya se contabilizan varias matrículas de familias afincadas en Puertollano que les merece la pena acercarse hasta nuestros pueblo para traer a sus niños”.

Al margen de las instalaciones y su equipamiento, que posibilita también un seguimiento en casa a través de webcam de acceso restringido sólo a las familias, los precios que se aplican son muy competitivos y acordes a los complicados tiempos que corren. El centro, que estará abierto continuamente entre las 7,30 y las 20,00 horas, posibilita una atención de entre cuatro horas por 95 euros y más de 8 horas por 175 euros, con otros cuatro tramos horarios más y tarifas que contemplan también comida, además del desayuno o la merienda, si bien se posibilita pagar los referidos menús ya sea por día o por mes completo. La cuota única de matrícula es de 60 euros.

imageAdemás de la atención por parte del equipo de educadoras que ya sacaron adelante la anterior concesión, la plantilla se va a completar con psicóloga y logopeda, que darán servicios novedosos hasta ahora en Almodóvar, así como actividades de inglés y música y musicoterapia. Para todo ello se usarán los espacios existentes como las aulas diferenciadas según las edades, ya sean lactantes, de 1 a 2 años y otras dos aulas de 2 a 3 años, así como una sala de psicomotricidad o el patio de recreo. Además, hasta en tanto se utilice la propia cocina del recinto, la comida se ofrecerá mediante caterin adecuado a cada edad.

Además, los progenitores van a tener a su disposición servicios específicos como el de orientación psicológica y la escuela de padres, “que va a impartir nuestra psicóloga ya sea con temas previstos por su parte o por aquellos otros que ellos mismos puedan plantear”, en palabras de la directora. Entre otros, se abordará el aprendizaje de conductas, los estilos educativos, el desarrollo evolutivo, el hijo único, el control de esfínteres, etcétera.

imagePero el proyecto con que llega a Almodóvar del Campo Rosa María Calahorra va más allá de la propia Escuela Infantil ‘Gloria Fuertes’. “Nuestra intención es ofrecer en la localidad también aulas matinales en colegios, comedores, ludotecas o celebración de cumpleaños, dado que estamos comprobado que hay interés en esta población por involucrarse con nosotros”. A todo lo cual se espera sumar el servicio de logopedia para niños que no sean de guardería y otro de estimulación temprana que como experiencia piloto se quiere implantar en Miguelturra y desde ahí, progresivamente, al resto de la red de centros de 0 a 3 años que gestiona.