La Escuela Municipal de Música despidió el curso rindiendo tributo al entrañable Ramón Montesinos

Un momento del concierto que fue seguido, entre otros, por autoridades locales.La Escuela Municipal de Música que cada año pone en marcha el Ayuntamiento de Almodóvar del Campo, ofreció en la noche de este último domingo de julio un concierto de verano bajo la pérgola del Jardín Municipal y ante un auditorio de más de 150 personas, entre ellas autoridades locales encabezadas por el alcalde, José Lozano.

De las piezas seleccionadas para la interpretación de los alumnos y otros componentes de la banda de música de la Escuela Municipal cabe destacar un pasodoble de desfile muy emotivo que, bajo el título ‘Dorado’, abría el programa del concierto. Como bien explicó el director de la Escuela, Fernando Bermejo López, esta pieza era con la que algunos de los músicos de la población comenzaron sus andaduras musicales, a la batuta del inolvidable maestro Ramón Montesinos Navarro. “Y para él lo interpretamos desde nuestro más profundo agradecimiento y recuerdo, por su labor pedagógica, humana y musical”, indicó a modo de homenaje a quien falleciera un año atrás.

En conjunto, este concierto con que se cerraban los cursos musicales realizados en el periodo 2010-2011, ofreció a los asistentes una serie de piezas musicales variadas que comprendían todo tipo de estilos. Tras la apertura que rendía tributo al maestro Montesinos, los alumnos continuaron la primera parte con ‘Leyenda de caballeros’, una serie de temas de bandas sonoras; ‘Adagio’, de Tomaso Albinoni; y ‘Fiesta en la caleta’, un pasodoble festero.

Tras el descanso de un cuarto de hora, el concierto se retomó en su segunda parte con la marcha por la paz titulada ‘Por Europa’; ‘Concierto de amore’, de Jacob de Haan; ‘Danubio Azul’, los famosos valses de Strauss; y, por último, con la adaptación de la marcha procesional a pasodoble de ‘Callejuela de la Oh’.

Durante este mes de julio, la Escuela Municipal de Música almodovareña ha realizado cursos monográficos de coste gratuito para los alumnos participantes, estando concebidos para estudiantes de música que tuvieran como mínimo una iniciación instrumental tanto en viento en madera o en metal, como en percusión y guitarra.

En concreto, el curso monográfico de viento madera se ha centrado en flauta, clarinete y saxofón; el de viento metal, en trompeta, trombón, trompa, bombardino y tuba; el de percusión en batería, djembe y percusión tradicional; además del monográfico de guitarra.