El barrio de San Antón celebra desde este domingo su tradicional programación festiva con fuego y animales

Imagen de la leña que, a día de hoy y a falta de dos jornadas para su quema, colma ya buena parte del espacio ante la ermita de San Antón.El barrio almodovareño de San Antón celebra desde este domingo, 16 de enero, su tradicional programación festiva en honor al patrón de los animales, con una serie de actividades organizadas por los vecinos y que tendrán en la candelaria de vísperas y en la procesión del lunes día 17, con la imagen de San Antonio Abad, sus puntos de interés más destacados. Además, se sortearán sendos cerdos.

La programación dará inicio a las 17,30 horas del domingo con un reparto de caramelos en el entorno de la ermita. A las 19,00 horas comenzará el intenso y anunciador repique de campanas, con vistas al inicio de la popular candelaria una hora más tarde. Esta hoguera será posible, un año más, gracias a la aportación de leña que realizan los vecinos del barrio y de la localidad y, a su finalización, como viene siendo costumbre, se aprovecharán las ascuas para asar patatas y otras viandas, compartiendo los presentes un vigoroso tentempié al calor de los rescoldos.

Mientras se consume la leña los asistentes tendrán ocasión de disfrutar de ‘limoná’ y aperitivos. Una quema pirotécnica hacia las 20,30 horas, supervisada como siempre por el cuerpo de bomberos, completará la víspera nocturna de fuego habitual en la programación en honor a San Antón.

Para la jornada en la que se celebra la festividad del santo, a las 12,00 horas del mediodía tendrá lugar una solemne función religiosa en la ermita. Al término de la ceremonia religiosa serán bendecidos animales, ofrendas e, incluso, los piensos.

Y por la tarde, a las 17,00 horas, dará inicio la procesión con la imagen del patrón del barrio, que recorrerá el centro de la población sobre una carroza, escoltada por elegantes jinetes a caballo, seguidos de yuntas atalajadas. También se invita a desfilar en esta procesión a tractores con remolques convertidos en carrozas adornadas y, a ser posible, ocupadas por jóvenes de la localidad, ataviados con trajes regionales para dar realce a la fiesta. Acompañarán también acordes musicales.

A continuación y conforme al tradicional programa se han de celebrar concursos de carrozas, yuntas, caballos y otros animales, otorgándose diferentes trofeos y regalos. Para concursar es preciso inscribirse antes de la procesión y en el caso de las carrozas, han de optar al premio al menos tres.

Con el fin de que todos estos festejos se desarrollen con normalidad, el Ayuntamiento de Almodóvar del Campo ha organizado un operativo consistente, en primer lugar, en la extensión de una capa de arena sobre la que se asienta la leña de la candelaria, con el fin de que el pavimento sufra lo menos posible a consecuencia del calor de la combustión.